POLÍTICA

[Política][bleft]

SOCIEDAD

[Sociedad][bsummary]

FIRMAS INVITADAS

[Firmas%20invitadas][twocolumns]

Descubren en Sumatra una nueva especie de orangután, el primer gran simio catalogado desde 1929



Redacción.-
Un grupo internacional de científicos ha descubierto la existencia de una nueva especie de orangután que habita en el norte de la isla de Sumatra, en Indonesia, donde quedan unos 800 ejemplares, un número escaso que le coloca en grave riesgo de extinción a causa de la caza y la actividad humana.



El hallazgo, a cargo de investigadores de la Universidad de Zurich, en Suiza, del Instituto de Biología Evolutiva (IBE-CSIC) y del Centro de Regulación Genómica (CNAG-CRG) de Barcelona, se ha publicado este jueves en la revista estadounidense Current Biology y se convierte en el primer gran simio catalogado por la ciencia desde 1929, cuando se descubrió una especie de bonobo en la República Democrática del Congo.

Los biólogos que han participado en la investigación han bautizado al nuevo animal como orangután de Tapanuli (Pongo tapanuliensis). "No es muy habitual que encontremos una nueva especie de gran simio, por lo que, de hecho, el descubrimiento es muy emocionante", afirma el autor principal del estudio, Michael Krutzen, de la Universidad de Zurich.

El estudio asegura que el orangután de Tapanuli es, genética y morfológicamente, un animal distinto de los orangutanes de Sumatra, que viven aún más al norte de la isla, y que el orangután de Borneo, las dos especies hasta ahora catalogadas de este tipo de gran simio. "Tras diez años observando la genética poblacional de los grandes simios, es sorprendente encontrar nuevas poblaciones únicas y aisladas del resto", ha afirmado Tomás Marqués-Bonet, del IBE-CSIC.
Dos décadas de estudios

"Los grandes simios están entre las especies mejor estudiadas del mundo”, explica el investigador Erik Meijaard, de la Universidad Nacional de Australia. "Si después de 200 años de investigación biológica seria todavía podemos encontrar nuevas especies en este grupo, ¿qué otras cosas estamos pasando por alto: especies ocultas, relaciones ecológicas desconocidas, umbrales críticos que no debemos cruzar?"

El nuevo orangután vive en el distrito de Tapanuli, en un área de 1.100 kilómetros del ecosistema de Batang Toru, en el norte de Sumatra y, si bien había rumores sobre su existencia, no fue hasta 1997 que los biólogos de la Universidad Nacional de Australia hallaron el rastro de la población ahora catalogada.

Los primeros estudios sugirieron que el grupo difería de otros orangutanes tanto en su comportamiento como en el ámbito genético, aunque no eran concluyentes para determinar que esas diferencias fueran suficientes para apoyar su designación como una nueva especie.

Sin embargo, en 2013 se produjo un avance significativo, cuando el equipo de investigación en el que trabajaba Meijaard tuvo acceso a un esqueleto perteneciente a un orangután Batang Toru muerto en un conflicto humano-animal: el análisis de ese ejemplar reveló diferencias consistentes en su cráneo y dientes, lo que abonó el camino hacia el descubrimiento de la nueva especie.

Evolución temprana


"Al darnos cuenta de que los orangutanes de Batang Toru eran morfológicamente diferentes del resto de orangutanes, las piezas del rompecabezas comenzaron a encajar", ha señalado Michael Krützen.

Ahora, un sofisticado análisis del genoma de 37 orangutanes salvajes ha mostrado que la división más profunda en la historia evolutiva de los orangutanes se produjo hace más de tres millones de años, entre la población de Batang Toru y los orangutanes de Borneo, al norte del lago Toba.

Los orangutanes de Borneo y Sumatra se separaron mucho más tarde, hace menos de 700.000 años. La evidencia conductual y ecológica, además, respalda que los orangutanes que viven en Batang Toru son una especie separada, según los investigadores.

"Los orangutanes Batang Toru parecen ser descendientes directos de los orangutanes iniciales que habían emigrado de Asia continental y, por lo tanto, constituyen la línea evolutiva más antigua dentro del género Pongo", detalla Alexander Nater, también de la Universidad de Zurich. "La población de Batang Toru estaba conectada a las poblaciones del norte hasta hace entre 10.000 y 20.000 años, después de lo cual se aisló", añade.

Una especie muy amenazada


Los investigadores, en cualquier caso, advierten de la fragilidad del descubrimiento: "Quedan menos de 800 ejemplares en tres áreas forestales fragmentadas", detalla el biólogo Matthew Nowak, del Programa de Conservación de Orangutanes de Sumatra.

Además, la nueva especie está severamente amenazada por la caza y por la actividad humana: "Una zona significativa del hábitat del orangután de Tapanuli está severamente amenazada por su transformación para la agricultura extensiva, la explotación minera, un gran proyecto hidroeléctrico, el desarrollo geotérmico y las plantaciones agrícolas", avisa Nowak.

Por si fuera poco, los análisis previos sugieren que una tasa de mortalidad de menos del uno por ciento al año, es decir, ocho ejemplares anuales, sería suficiente para que los orangutanes de Tapanuli se extinguieran.

Así, los investigadores remarcan la necesidad de trabajar con las organizaciones que ya operan en la zona y con las autoridades del Gobierno de Indonesia para solicitar medidas de conservación más efectivas que protejan el área de Batang Toru.

Fuente: http://www.rtve.es/noticias/20171102/descubren-sumatra-nueva-especie-orangutan-primer-gran-simio-catalogado-desde-1929/1632034.shtml


No hay comentarios: