«Soy grisasexual» Descubre ocho orientaciones más allá de la heterosexualidad, la homosexualidad y la bisexualidad.

/ J. Carrión-Agm



Sentir que no se encaja en las costumbres sexuales socialmente aceptadas es algo más frecuente de lo que parece, pero es un sentimiento que se suele esconder por temor a ser juzgado o ser considerado un bicho raro. «Yo sabía que no encajaba en el molde de la mayoría porque no me apetecía tener relaciones de forma tan asidua como a mis parejas. Además, hubo un tiempo que estuve dos años y medio soltero sin tener nada con nadie y mis amigos me decían que aquello no era normal. Entonces me planteé que algo pasaba con mi sexualidad», cuenta Juan, un murciano treintañero que prefiere mantener el anonimato por respeto a sus exparejas.

Juan se define como 'grisasexual'. Según la comunidad virtual AVENes, una red para la educación y visibilidad de la 'asexualidad', el término 'grisasexual o grisexual' «define a aquellas personas que sienten atracción sexual de forma esporádica, pudiendo ser visto como una orientación en sí o un conjunto de orientaciones». Para Juan es más sencillo de explicar: «Hay una serie de puertas o barreras entre la ejecución del acto sexual y yo. Si no las paso todas, no me apetece hacerlo», sentencia.

Él sabe que su orientación sexual puede resultar difícil de entender; sin embargo, afirma con certeza que «existen muchas personas 'grisasexuales', pero no lo saben porque esto no se ha dado a conocer, porque no se suele hablar de ello en los canales culturales existentes», sentencia.


Además de la baja frecuencia en sus relaciones, los 'grisasexuales' también se caracterizan por tener dificultades para determinar si sienten atracción por alguien. «¿Pero eso no le pasa a todo el mundo?», pregunta Juan entre risas, antes de reconocer que él ha confundido más de una vez «la admiración con atracción, o cuando alguien me caía bien, pensar que me sentía atraído». Otras peculiaridades de las personas que forman este colectivo es ser cariñosos en sus relaciones y «no saber llevar la iniciativa cuando te gusta alguien», aunque cada uno de ellos vive su 'grisasexualidad' de forma diferente.


«Me he sentido tratado como un bicho raro. Y a la larga, eso hacía que a mí me dejara de atraer la otra persona. El problema es que, si te llaman bicho raro todos los días, al final te lo crees». Ahora, lejos de sentirse un bicho raro, Juan se acepta tal cual es e incluso realiza chistes sobre su 'grisexualidad' a través de las redes sociales. Tal vez por eso aconseja a aquellos que tampoco encajan dentro de las tendencias sexuales comunes «que busquen a personas semejantes, como sea. Si tu pandilla de amigos es de más de media docena, tiene que haber alguien parecido a ti, pero tal vez no lo dice».

Más allá de la heterosexualidad, la homosexualidad y la bisexualidad existe una amplia gama de orientaciones sexuales poco conocidas, aunque cada vez más latentes en la sociedad. Por ejemplo, la 'asexualidad' que tanto están trabajando por visibilizar desde AVENes.

En el Diccionario de la Real Academia Española (DRAE) no figura la palabra 'asexualidad', pero sí asexual. Según el DRAE, este adjetivo es atribuible a un ser vivo «sin sexo, ambiguo, indeterminado». Lejos de esta definición, las personas asexuales son hombres y mujeres con un sexo determinado, pero que no sienten la necesidad de tener relaciones íntimas. «Tienen una ausencia de deseo y de conducta orientada hacia el sexo sin que esto les genere ningún tipo de malestar, incluso en algunos casos habiendo disfrutado de él en algún momento. Pueden enamorarse y tener relaciones, pero sin ese componente sexual», aclara Jesús Eugenio Rodríguez, director del Instituto Sexológico Murciano.


Según explica el especialista, la 'asexualidad' como orientación debe ser «una opción voluntaria y consciente», que no se adopte a causa de un trauma o una fobia. «El problema es que la 'asexualidad' no es un concepto científico. Habría que determinar en cada caso que no hay un cuadro de aversión al sexo o un trastorno de personalidad de fondo», explica el especialista.

Otras orientaciones

1. Alosexualidad: Concepto opuesto al de 'asexualidad'. Personas que sí sienten atracción.

2. Demisexualidad: Personas que solo sienten atracción hacia otra persona cuando entre ambas hay un vínculo emocional o intelectual.

3. Lithsexualidad: Personas que sienten atracción y no tienen la necesidad de ser correspondidas.

4. Intersexualidad: Son aquellos que no saben, no quieren y/o no necesitan identificarse con alguna orientación sexual.

5. Pansexualidad: Personas que sienten atracción por cualquier ser humano, incluidos los transexuales. No se enamoran de los demás por los órganos sexuales que tengan, sino de las personas.

«En realidad hay una sobrecategorización de orientaciones sexuales porque últimamente se están diferenciando más, el abanico es más amplio aunque en la actualidad algunas de ellas están científicamente por comprobar, tenemos que seguir investigando desde la diversidad», considera J. Alejandro López, sexólogo y presidente de la Asociación de Sexualidad Educativa ASSEX. Según el experto, además de la heterosexualidad, «las actualmente reconocidas son las que conforman el colectivo LGTBI+, es decir, lesbianas, gays, transexuales, bisexuales e intersexuales», explica.

Para Juan, el desconocimiento existente en torno al elenco de orientaciones sexuales se debe a que «hemos aprendido desde niños que el sexo funcionaba de una forma y desarmar esa mentira es muy difícil. Por ejemplo, en mi generación está aceptadísima la homosexualidad porque se nos habló de ella como algo natural, pero en la de mis padres o mis abuelos no. Con esto pasa lo mismo, a las personas de mi edad les puedes hablar de 'grisasexualidad', 'asexualidad', 'alosexualidad', 'demisexualidad', 'pansexualidad', etc.; pero solo unos pocos pueden tirar sus perjuicios y llegar a interiorizarlo”.

– ¿Se define dentro de alguna otra orientación, además de la 'grisasexualidad'?

– Sí, soy 'demisexual', 'sapiorromántico' y 'sapiosexual' –ríe. Significan que, tanto para enamorarme como para tener relaciones con alguien, me tiene que gustar su mente, cómo piensa.




ENDC
Share on Google Plus

About El Diestro

El Diestro es el primer medio de comunicación editado por la sociedad civil. Somos el referente de la derecha política española.

0 comentarios :

Publicar un comentario