Raquel, la mujer vetada como estibadora, se desnuda para denunciar el machismo

La algecireña Raquel Saavedra, cabecilla del grupo de mujeres rechazadas en la estiba de Algeciras, en la portada de esta semana de Interviú.



Quiso ser estibadora y ahora es una chica Interviú. Desde la casa de Raquel se ve el frenético movimiento de las grúas del puerto de Algeciras. Mirando desde su ventana, hace tiempo, mucho, se planteó una de las preguntas más trascendentales de su vida. ¿Por qué en la estiba no trabajan mujeres? Y desde entonces ha encabezado una lucha que exige la igualdad en el sector. Su reivindicación le ha costado lágrimas, un sinfín de críticas, su empleo, algunas enemistades y años de exposición pública. Sabe que tarde o temprano entrarán compañeras en la estiba. Quizás entre ella antes. O al menos su foto, que ha sido portada de la revista Interviú este lunes.
“¿Le queda alguna Interviú?”, ha sido este lunes la pregunta más veces oída en los quioscos de prensa de Algeciras. Y, por lo general, la respuesta es siempre la misma: no. De hecho, la tirada en esta localidad gaditana se agotó antes de ponerse en el mostrador. La razón, el desnudo de una de una de las vecinas más mediáticas. Raquel Saavedra, de 38 años, que apenas ha cambiado su rutina el día en el que se cumplió su sueño de salir en la portada de Interviú. Se ha levantado junto a su marido, ha despedido a sus hijos al irse a sus estudios y, como cada lunes, ha ido al gimnasio. Lo normal para un día fuera de lo corriente.
Y allí ha empezado a recibir las primeras impresiones a su desnudo. Al menos, en persona. Por Internet, en las redes sociales, la noticia de su desnudo ha desencadenado un considerable número de comentarios desde que de madrugada se hizo pública la portada.
“Me dicen de todo, pero hay más gente que me apoya que voces críticas”, explica Raquel a EL ESPAÑOL. “Eso sí, a primera hora de la mañana he recibido la llamada de mi padre desde el quiosco, dice que estoy muy guapa, pero que no responda a los comentarios de la gente, que van a ir a por mí”, añade la aspirante a estibadora algecireña.

La propuesta llevaba un par de años sobre su mesa. Y ha sido ahora cuando, después de que la despidieran del trabajo, se ha decidido a dar el paso. Sabe que su decisión le acarreará todo tipo de burlas, pero, como dice: “Me criticaban antes sin tener motivo, al menos ahora [con la portada de Interviú] les doy motivos para hablar”.

Share on Google Plus

About El Diestro

El Diestro es el primer medio de comunicación editado por la sociedad civil. Somos el referente de la derecha política española.

0 comentarios :

Publicar un comentario