Spanish ‘Perroflautas’ March: Más de 70 grupos progresistas exigen al Gobierno que abra las fronteras a inmigrantes y refugiados


Imagen de la manifestación en Barcelona en favor de los refugiados


La progresía juega con gusto la carta de la llegada masiva de inmigrantes a territorio europeo. Tiene para ello una razón rediticia de peso, la de su particular voto de obediencia a los que promueven la disolución de la identidad de nuestros pueblos.
En escenas que recuerdan las protestas generalizadas que azotaron Europa hace un año, grupos de derechos humanos y activistas sociales marcharon en 30 ciudades de toda España para exigir que el gobierno haga más para ayudar a los inmigrantes y refugiados y acabar con “la fortaleza de Europa”. En concreto, más de 70 colectivos participaron y organizaron el evento masivo, entre ellos el Foro Alternativo, la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR), Amnistía Internacional, Bienvenidos Refugiados España ) y Obrim Fronteras (Fronteras abiertas), por nombrar sólo algunas.
El objetivo primordial de las marchas era pedir una nueva y mejorada política europea de migración y refugiados que haga más por proteger los derechos humanos de los inmigrantes y movilice más recursos para prevenir nuevas pérdidas de vidas en el Mediterráneo.
-¡Europa, canallas, abrid las fronteras! – gritaban.
Unidos bajo los hashtags #NoEUFortaleza #NoFortressEU, los manifestantes denunciaron la indiferencia percibida por los gobiernos español y otros europeos ante la crisis de refugiados e inmigrantes.
Las protestas llegan pocos días después de que se filtrara un documento de trabajo en el que las autoridades alemanas propusieron la relajación de la protección de los derechos humanos de los refugiados para agilizar el proceso de deportación, si Europa presenciara otra afluencia de solicitantes de asilo
“Esta es una iniciativa europea que promete recordar a nuestros representantes políticos que la actual política migratoria es inaceptable y está poniendo demasiadas vidas en riesgo. Exigimos el paso seguro a Europa”, dijo a Público el organizador y activista Javier Baeza.
“Nadie pone a su hijo en un barco a menos que el agua sea más segura que la tierra”, añadió. Una afirmación literalmente inexacta, ya que mucha de esa gente procede de Turquía, un país seguro.
El refugiado más famoso de todos, Beach Boy, fue puesto en un barco de Turquía porque su padre quería un tratamiento dental gratuito tras oír hablar del sistema de bienestar europeo.
Estas movilizaciones en favor de los inmigrantes suponen otra victoria de la perversa influencia del feminismo en nuestras decadentes y estrogenizadas sociedades europeas, regidas por un sentimentalismo ciego que está basado en la idiocia buenista, el lacayismo mediático, el cinismo político y la cobardía moral.

Vía AD
Share on Google Plus

About El Diestro

El Diestro es el primer medio de comunicación editado por la sociedad civil. Somos el referente de la derecha política española.

0 comentarios :

Publicar un comentario