POLÍTICA

[Política][bleft]

SOCIEDAD

[Sociedad][bsummary]

FIRMAS INVITADAS

[Firmas%20invitadas][twocolumns]

Este siniestro maniquí es el que le quitará el trabajo a los actores porno


Cuando pensamos en robots sustituyendo a los humanos en el trabajo, a todos se nos viene a la mente la imagen de un impoluto esqueleto metálico sentado a los mandos de una pesada máquina industrial. Pero, por lo que estamos viendo en los últimos meses, en el caso del porno no parece que la cuarta revolución industrial vaya a ser así de respetuosa con la cuestión del aspecto.
Una empresa estadounidense acaba de presentar una siniestra cabeza de maniquí que servirá para grabar escenas para adultos en realidad virtual desde el llamado POV (Point of view). En una película para adultos, esta cabeza artificial ocupará la posición que normalmente tendría el otro actor en la escena, y lo hará incorporando toda la tecnología necesaria para crear experiencias de realidad virtual de lo más fieles a la realidad.
La empresa en cuestión se llama VR Bangers, está especializada en la producción de porno en realidad virtual y la cabeza de maniquí que acaba de presentar responde al nombre de POV Head Rig. Esta cabeza artificial tiene cámaras en los dos ojos, así como también incorpora más cámaras prácticamente en todos los lados de la cabeza. Es capaz de grabar vídeos con resolución 4K (a 60 fps), e incluso inmortaliza todo el sonido a través de la llamada tecnología binaural.
Dicen los creadores de esta estrafalaria cabeza que estamos ante un producto pionero en el camino hacia una experiencia completamente inmersiva en el contenido para adultos, porque precisamente hacia eso está orientada esta cabeza artificial: su intención no es otra que la de ofrecer al espectador la sensación de que es el protagonista de la película.
En total, la cabeza tiene cuatro cámaras diferentes: dos en la parte frontal, una en la parte superior y otra más en la parte trasera. Después de haber grabado la escena, la imagen que generan las cuatro cámaras se une en un único vídeo para dar vida a un vídeo en realidad virtual en el que el usuario puede moverse libremente por los 360 grados que hay alrededor de la cabeza artificial.
Dado que la cabeza también incorpora micrófonos de sonido binaural, el espectador no solamente se sentirá el protagonista de la escena gracias a las cámaras, sino que también escuchará todo lo que ocurre a su alrededor tal y como si estuviera sentado delante de la actriz (o actor).
En lugar de tener a un actor atado a multitud de cables, lo que permitirá esta cabeza de VR Bangers será filmar escenas con actrices (o actores) que puedan desempeñar su papel sin necesidad de interactuar con otra persona. En lugar de eso, los actores llevarán a cabo su tarea delante del maniquí, y el usuario disfrutará de una escena en la que podrá mirar hacia cualquier lado de la sala.
"Si [el dispositivo que graba la escena] puede ser besado, acariciado y escuchar susurros al oído", dice Boris Smirnoff (CEO de la compañía), "hemos comprobado que existe una relación mucho más íntima entre el actor y la cámara".
Este maniquí responde al nombre de POV Head Rig
Según las primeras pruebas que ha llevado a cabo la compañía con su cabeza POV Head Riglos usuarios están encantados con la llegada de este nuevo actor artificial. "El contenido que estamos grabando con esta cabeza es extraordinario", dice el CTO de la empresa, "y las sensaciones que nos están transmitiendo nuestros fans en los shows confirman que definitivamente estamos yendo en la dirección indicada".
Es de suponer que los primeros vídeos grabados con este accesorio comenzarán a comercializarse en los próximos meses. De momento, lo mejor será que nos vayamos haciendo una idea de los incómodos secretos que esconde el porno en realidad virtual.

No hay comentarios: